jueves, abril 26, 2007

...

Pillan el cargo, y, cada uno con la suya, lo flipan, vaya si lo flipan. Música de sitar, si me hace el favor.

martes, abril 24, 2007

...


Un dibujo viejo, que aprovecho para referenciar dos influencias importantes que hasta ahora no había mencionado:
b
Por un lado, Miguel Brieva -entrevistas aquí y aquí-, autor del gran fanzine Dinero y el libro La vida La muerte (sólo encontrables en librerías de tebeos, creo) y colaborador en un buen número de publicaciones; tiene trabajo nuevo en el mercado, éste. El concepto de El ministerio del Bien lo 'tomé prestado' de una de sus viñetas: como en el caso de Valenzuela, se mezcla lo que es afinidad -gusto por los mismos temas y tonos- con la influencia más o menos directa. No puedo menos que recomendar que le echeis un ojo, sobre todo a quienes os gusten las viñetas más políticas o paródicas que subo aquí, y en especial al material más antiguo, el de Dinero: está en general muy bien, y es en ocasiones deslumbrante, arrasador.
b
Por otro, el gran ilustrador Raúl, para el que esto escribe uno de los más grandes, cuya influencia está no tanto en el collage de las tiritas, que lo está, como en un concepto al que uno intenta ajustarse, las más de las veces sin conseguirlo: que a cada tema corresponde un tratamiento -y, también, y no menos, la obsesión por el equilibrio compositivo-. Dicho de otra manera: el dibujante debe ajustar su estilo a lo que se quiere decir. Esto es moneda corriente en el diseño -vale, salvo en el caso de Mariscal, que vende 'firma'- y Raúl lo lleva a la ilustración a unos niveles asombrosos, dominando cualquier estilo gráfico que se le ponga por delante hasta un punto en que el dibujante 'desaparece', no es identificable, queda sólo la imagen. Quizá de ahí que sea, siendo influencia determinante y reconocida y agradecida convenientemente en muchos y muy buenos ilustradores y grafistas, bastante poco conocido actualmente fuera del mundillo profesional.
b
Trabaja en el diario La Razón desde su primer número, y antes en El País, e ilustra la columna de Andrés Trapiello en el magazine de La Vanguardia/La Razón. Por internet no he visto apenás nada suyo -esto, en gallego y con bibliografía parcial, esto con muestras de dibujos-. Hace un tiempo salió una edición actualizada de Cuaderno Perplejo que deben tener aún en librerías de tebeos o de libros de Arte e ilustración; si hay suerte, en el Rastro o en una de segunda mano, se podría encontrar el susodicho Cuaderno en su versión antigua: no lo dejen pasar, es una Biblia del ilustrador. También, por módico precio y a modo de ejemplo de trabajo de ilustración infantil, en el Barco de Vapor naranja, de editorial SM, El libro de la luz, de Andreu Martin.
b

lunes, abril 23, 2007

...


Rotulador negro, lápices de colores, barniz fijador en spray que se comió algo del color sobre el negro, más lápiz de colores y ya.

sábado, abril 21, 2007

...


El fantasma de la pequeña orca no acababa de recordar muy bien su verdadera forma.

viernes, abril 20, 2007

jueves, abril 19, 2007

...


Rotulador negro, y rayado con lápices de colores para dar un poco de volumen.

lunes, abril 16, 2007

Paseo por el campo.


Qué bueno ha hecho este finde. Hasta llovió un poco para refrescar. :)

jueves, abril 12, 2007

Hipótesis.

Un apunte sacado de ciertas lecturas de moda hace unos años: el choque de las civilizaciones, de Samuel Huntington; Auge y caída de los grandes imperios, de Paul Kennedy (tocho imponente: sólo leí lo relativo al imperio inglés y a los Estados Unidos -escrito antes de la finiquitación de la Unión Sovietica: buen patinazo, luego ampliado/corregido-) y algunas cosas de historia del siglo XIX. Paralelismos interesantes haberlos haylos. Una conclusión: el liberalismo puro dura lo que dura la ventaja técnica en el caso de que el país que lo practica tenga una menor masa crítica que su/s competidor/es emergente/s. Otra, relacionada con la anterior: a igualdad de condiciones -mismo sistema y mismo nivel de desarrollo-, el centro de poder se desplazará de forma natural al lugar de mayor masa crítica -esto es, allí donde mayores recursos técnicos, raices y humanos en cifra absoluta haya, pues capitalizarán lógicamente más-. Ya iremos viendo: la escala del imperio americano no es la del inglés, pero sobre todo la del imperio chino no es la del alemán...


miércoles, abril 11, 2007

lunes, abril 02, 2007

...

El mundo, la sensualidad del presente puro, robado y sustituido por una sucia y vulgar estación de tránsito, a escoger destino: o un futuro pluscuamperfecto -que nunca llegará-, o eternidad ideal tras la muerte -no probada- o trama paralela -aturdimiento vía ficciones o química conveniente-. Aún quedan sitios, lugares, no tocados por el dragón: hay que hacerse fuertes ahí.